Debe SIMPAJ arreglar baches que origina con arreglo de tuberías en Jerez

* Prepara Obras Públicas campaña intensiva de bacheo

RICARDO EVODIO CABRAL VERA

Hay que hacer responsable a cada quien de lo que debe ser; si el Sistema Municipal de Agua Potable y Alcantarillado de Jerez (SIMAPAJ) genera baches con los arreglos a las tuberías, deben arreglarlos, afirmó el director de obras y servicios públicos José Ángel Flores.

El funcionario anticipó la realización de una campaña intensa de bacheo como la que se realizó en los primeros meses del actual gobierno y sobre todo por el crecimiento de este tipo de desperfectos, pues es normal que con las lluvias, las calles resientan el efecto de las mismas y surjan más baches incluyendo algunos a poca distancia de los que recientemente se hayan reparado.

Anunció que habrá cambios en el área de bacheo, pero sobre todo, se debe pensar en mejorar el equipo con el que se cuenta para realizar estos trabajos, especialmente los vehículos que están en mal estado y en ocasiones se los tardan mucho en las reparaciones; además se pretende contar con una adecuada planeación, aspecto en el que se trabaja desde hace algunas semanas.

Insistió en que será una campaña intensa, aunque aclaró que el personal del departamento no ha dejado de atender las solicitudes de la población que no siempre se concentran en el primer cuadro de la ciudad, sino que se expanden hacia colonias alejadas, respondiendo las demandas ciudadanas que se captan sobre todo a través de los medios de comunicación y precisó que si en ocasiones se tiene cierto retraso en la respuesta, es porque las cuadrillas y el equipo se encuentran en un sector y hasta que lo terminan se cambian a otro.

No precisó la cantidad que se empleará en esta campaña sin embargo comentó que mientras en la de los primeros meses se destinó un millón de pesos, ahora se cuenta con una cantidad importante de cemento para comenzar.

Reconoció que muchos de los baches, se originan tras un trabajo de conexión o reparación de agua potable o drenaje; desde su punto de vista el problema era que a la población se le cobraban 250 pesos por el derecho y dejaban mil pesos como garantía de reparar los daños, cantidad que no era representativa y a veces preferían dejarla perder o en ocasiones arreglaban con material deficiente y mal compactado, que se dañaba pronto.

Así, se determinó que la fianza sea más elevada, hasta cinco mil pesos, de tal manera que la mayoría de las personas optaron por acudir directo al SIMPAJ que realiza todo el trabajo y en el cobro incluye la reparación de daños, de ahí que es la instancia descentralizada la que debe dar garantía de reparar correctamente los desperfectos.

Por ello, insistió que es responsabilidad del sistema lo que tenga que ver con reparación o conexión de agua potable o drenaje y los baches que se generen por este tipo de situaciones, se turnan a esa dependencia.

Un problema más en este sentido son los fraccionamientos irregulares, que al no estar entregados al municipio, deben ser los fraccionadores los obligados a reparar cualquier situación de este tipo, pero se quitan de la responsabilidad y recomiendan a sus compradores acudir a la Presidencia Municipal para que repare esos baches.

“Con los millones que entran al municipio no se alcanza, luego la gente quiere ver otro tipo de infraestructura más moderna, un parque u otro tipo de cosas y no podemos por arreglar callecitas de personas que compraron lotes irregulares; eso le compete a los fraccionadores”, reiteró.

LNY/RECV

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *