Adicciones impactan en la seguridad: Heladio Verver y Vargas

México.- La lacerante realidad de inseguridad que padecemos los mexicanos proviene de un grave problema de salud pública, las adicciones, afirmó el diputado federal Heladio Verver y Vargas.
Actualmente, dijo, nuestro país ocupa el primer lugar de personas con problemas de adicción a inhalables, y paradójicamente, también a fármacos lícitos, a pesar de que en México no se puede acceder con tanta facilidad a ellos.
Durante el foro “Adicciones: Reformas Legislativas y Paradigmas Actuales”, Verver y Vargas advirtió que no basta con legalizar algo que de por sí ya está legalizado, por el contrario, es urgente reconocer este fenómeno social –el de las adicciones– como un problema de salud pública y de manera urgente, la aplicación de políticas que brinden tratamiento y seguridad a los ciudadanos.
Por su parte, el embajador Luigio Mantichelli, representante de la Organización Mundial de las Naciones Unidas para México y América Latina, manifestó aprovecharse de la disponibilidad del parlamentario Heladio Verver para solicitar se reglamente que en lugar de adictos, ahora sean llamados personas con problemas de adicciones, y de igual forma, lograr un marco legal que termine con el circulo vicioso: Consumo de droga –crimen– adicción.
La directora del Instituto para la Atención y Prevención de las Adicciones de la Ciudad de México, Marcela López Cabrera, coincidió con el legislador zacatecanos en hacer un llamado urgente a la sociedad civil y a las organizaciones sociales para que se unan en una participación activa, donde además se protejan los derechos humanos de las personas con problemas de adicciones.
Finalmente, y durante la ponencia “Bases neurofisiológicas de las adicciones”, que dictó el diputado Heladio Verver, dio a conocer que en la búsqueda obsesiva y compulsiva de la felicidad como un estado de bienestar, el ser humano es capaz de realizar todo para obtenerla, sin embargo, el tener todo o el tener nada genera infelicidad que a su vez provoca hastío o depresión.
Por lo tanto, agregó, hombres y mujeres con infelicidad utilizan substancias o realiza actividades que lleven a supuestos estados de bienestar y lo lleva a la adicción que surge con una sensación de placer, si continúa su uso, provoca extenuación y al final nos lleva a la exaustacion, es decir, a situaciones graves.
Sin embargo, aseguró, existen alternativas o formas naturales que provocan en los seres humanos la liberación de las sustancia estimulantes como el ejercicio, la risa, la oración, la meditación, etcétera, que no contraponen la buena salud, ni la seguridad de nuestros jóvenes y niños.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *