Avanza proceso de bancarización de apoyos de Oportunidades

Con el objetivo de agilizar y facilitar la entrega del programa de Desarrollo Humano Oportunidades, este año se migrarán, de manera paulatina, las 105 mil familias beneficiarias de la entidad a nuevas modalidades de pago de apoyos que incluyen las tarjetas de débito, abono en cuenta y tarjetas prepagadas.

Lo anterior se dio a conocer hoy en reunión del Comité Técnico Estatal del programa Oportunidades encabezada por el delegado de la Secretaría de Desarrollo Social (Sedesol), José Ramón Medina Padilla, y Omar Franco de Santiago, en representación del coordinador Martín Gámez Rivas.

Al respecto se informó que el padrón actual es de 105 mil 883 familias beneficiarias de las cuales el 86.44 por ciento, es decir 90 mil 790 familias, todavía reciben sus apoyos de forma directa mediante planillas de hologramas.

En tanto que 15 mil 093 familias fueron incorporadas desde el año pasado a nuevos esquemas de pago que permiten la disposición ágil de los recursos y fomentan el ahorro, tales como tarjetas de débito, con las que cuentan cinco mil 679 titulares; Abono a cuenta, con tres mil 747 familias incorporadas; Tarjeta prepagada Diconsa, que beneficia a cinco mil 247 familias y la Tarjeta prepagada Fonaes, mediante la cual 565 familias reciben sus apoyos en cajas solidarias

La estrategia de Oportunidades para avanzar en la apertura de cuentas durante este año plantea iniciar la migración de cinco mil 500 familias en el bimestre mayo-junio y continuar con otros tres bloques a fin de concluir en noviembre con la totalidad de las familias en un esquema bancarizado.

Por tal motivo se ha conformado un grupo de trabajo en el que participan la coordinación estatal de Oportunidades y las instituciones liquidadoras Bansefi, Diconsa y cajas Fonaes, mismo que sesionará de manera bimestral para establecer mecanismos ágiles y efectivos que mejoren el servicio a las familias beneficiarias y coadyuven en la resolución de problemas específicos en la entrega de apoyos.

Con ello se avanza en el objetivo de bancarizar a los seis millones de familias beneficiarias de todo el país con la intención de que las titulares puedan cobrar su dinero en cajeros automáticos, cajas de ahorro financieras y tiendas comunitarias Diconsa y se eviten el traslado a centros de pago lejanos.

Además, permitirá a las familias de escasos recursos contar con una cuenta de ahorros y después tener acceso a un financiamiento.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *