Acuerdan acción coordinada en Seguridad Pública

Durango, Dgo.- Reunidos en la ciudad de Durango, Durango, los gobernadores César Duarte Jáquez, de Chihuahua, Jorge Herrera Caldera, de Durango, y Miguel Alonso Reyes, de Zacatecas, suscriben el presente acuerdo de Acción Coordinada en Seguridad Pública.

Con base en las siguientes consideraciones y compromisos: Considerando que: En el contexto de una realidad nacional compleja en seguridad pública, los estados de Chihuahua, Durango y Zacatecas, enfrentan en esta materia uno de sus mayores retos.

La coordinación de esfuerzos y la suma de recursos de los diferentes poderes y órdenes de Gobierno, así como el fortalecimiento de los mecanismos de coordinación regional, en el ámbito de respeto a las respectivas jurisdicciones y atribuciones legales, es fundamental para reforzar las acciones de prevención social del delito y de combate a la delincuencia, con acciones conjuntas entre nuestros estados, con base en una visión que incorpore nuestra realidad regional.
Sin desconocer insuficiencias y tareas pendientes, cada una de las entidades participantes en este acuerdo reconoce la utilidad de fortalecer el intercambio institucional de experiencias relevantes de seguridad pública, entre los estados de Chihuahua, Durango y Zacatecas.
Los estados participantes, asumimos el compromiso de trabajar, en un marco de respeto y colaboración, en torno al presente Acuerdo de Acción Coordinada en Seguridad Pública, que incluye los siguientes compromisos:
Expresamos nuestro firme interés en mantener la coordinación plena con las instituciones federales y ratificamos nuestro compromiso por llevar a los hechos los acuerdos contenidos en la Declaración Chihuahua por la Seguridad, que firmamos al inicio de nuestros gobiernos.
Acordamos fortalecer los mecanismos de colaboración y coordinación de las autoridades de los gobiernos estatales de Chihuahua, Durango y Zacatecas, con el gobierno federal, a través de la planeación y ejecución de operativos conjuntos, que signifiquen mayor seguridad para los ciudadanos de nuestros estados, tanto en las zonas urbanas, como en las comunidades rurales, así como en las carreteras y caminos, además de diseñar esquemas conjuntos para evitar la migración de la delincuencia dentro de la región (efecto cucaracha).
Acordamos intensificar e institucionalizar el intercambio de información sobre inteligencia criminal, para combatir de manera eficaz a la delincuencia organizada en la región.
Acordamos intercambiar experiencias de programas y estrategias exitosas de prevención social del delito y de participación ciudadana, con un enfoque que fortalezca la dimensión social y ponga énfasis en la atención a las causas de los problemas de seguridad y no sólo a sus consecuencias.
Acordamos fortalecer las tareas prioritarias de capacitación y profesionalización de los cuerpos de seguridad, aprovechando para ello los contenidos, programas, instituciones y prácticas más avanzadas de la región.
Acordamos intercambiar experiencias que han probado su eficacia en materia de infraestructura y tecnologías de la información contra el delito.
Acordamos trabajar de manera conjunta en el fortalecimiento de nuestro vínculo con las organizaciones de la sociedad civil dedicadas al combate a las adicciones.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *